• Català
  • Español
  • English
  • Français
  • Български
  • Română

Las plantas compactas de potabilización disponen de una capacidad de tratamiento de hasta 20.000 habitantes equivalentes. Permiten la configuración de distintos módulos de proceso de acuerdo con las características del agua a tratar y del volumen de agua requerido.

Se trata de una solución técnica muy eficiente y de bajo coste, en instalación y en operación, que responde a los requerimientos recomendados por la Organización Mundial de la Salud (OMS) para el agua potable.

  • Requerimiento mínimo de obra civil y con pocos días se puede disponer de agua potable con total garantía.
  • Conexión “in situ” de los servicios de entrada y salida.
  • Totalmente automatizada con elementos de control simples y fiables.
  • Equipos fabricados con materiales anticorrosivos y de gran resistencia.